Realidad Ficticia

Creemos tantas cosas y ni la mitad son ciertas, nos gusta aferrarnos a ese poquito de esperanza cuando ya no queda nada. Sabemos que va a volver a fallar, pero seguimos esperando. Que no entendemos de segundas oportunidades pero qué mentira, ya vamos por la décimo sexta. Buscamos excusas en todas partes, porque lo difícil es asumir y seguir. Que lo efímero y fugaz, sólo es eso. No hay más vueltas que darle al círculo porque siempre acabas donde empezaste. Es la hora de despedirse de esta realidad ficticia.

Cuando un ser está lleno de luz y magia, no necesita que nadie le ayude a brillar. 
                             
Alba T. Larralde

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Hotel

Los colores que nunca he visto

Nadie