No pero sí

Debo ser muy kamikaze, no sé si lo dice Lagarto Amarillo o pol 3.14, pero no consigo entender el por qué sigo aquí, no sé si sentarme o quedarme de pie; la parada de bus, la estación de tren, la rotonda en la que me cogías volando, sitios con historia; historia que marcas tú, como siempre. Nunca has tenido las cosas claras, hoy playa con lluvia y mañana montaña con 40 °, quizás sea eso lo que te hace ser especial y esencial. Pasan las horas y en la parada sólo queda el borracho, este que tiene una historia interminablemente dolorosa y que tanta pena te daba. Joder, guapa; carismática, alocada y con el corazón de oro; ahora sé por qué sigo esperándote, no pero sí.

Alba T. Larralde

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Hotel

Los colores que nunca he visto

Nadie